Cerradura, Diego Golombek

lunes, 25 de febrero de 2013

CERRADURA

   Hubieran hecho una pareja perfecta. Ella tiene la llave que abre los cerrojos; él la que sólo sirve para cerrar. Pero quedaron cada uno del lado equivocado de la puerta.
 
 Diego Golombek


 Laura Pollastri (ed.), El límite de la palabra, Menoscuarto, Palencia, 2007, p. 216.

2 comentarios:

Ángela Gondo dijo...

Entrar en este lugar es dejarse envolver, no en niebla, sino en luz y sensaciones.
Gracias por hacerlo posible.

raquel dijo...

Gracias a ti, Ángela. Palabras de ánimo como las tuyas sí que ayudan a seguir con el blog y disipar la niebla.